Superiberia
  • Vecinos de las colonias Bosque, Prado, Santa Cruz y Petrolera demandan obras
  • Automovilistas tienen que sortear los baches para prevenir accidentes.

Nogales.- El Ayuntamiento es indiferente a gestionar la rehabilitación de la calle Rafael Tapia que divide al municipio de Ciudad Mendoza; la última obra en la arteria se realizó desde 2012 a cargo del municipio vecino.
Vecinos de las colonias Bosque, Prado, Santa Cruz y Petrolera manifestaron que por parte de autoridades de Ciudad Mendoza en su momento ya se tuvo intervención para mejorar la arteria del lado de la localidad y gestionar la segunda etapa, pero eso no ha ocurrido por parte de Nogales.
Lamentaron que pese a ser la entrada de ambos municipios y el entronque con la autopista México-Veracruz, la carpeta asfáltica está deteriorada y el daño cada vez es más visible por los grandes baches y rupturas que se registran en el pavimento.
Expusieron que más allá de tratarse de mala  imagen, el pésimo estado de la calle es un riesgo para automovilístas porque con maniobras evaden circular por los baches; también para los peatones que pueden tropezar y caer.
Agregaron que por años las autoridades han argumentado que la rehabilitación de la carpeta hidráulica de esa calle es de competencia federal, por lo que la obra corresponde a la Secretaría de Comunicaciones y Transportes.
“Si bien es cierto que por ser una calle que divide a dos municipios los ayuntamientos no pueden invertir recursos en su rehabilitación, los alcaldes tienen la obligación de ser gestores ante las dependencias correspondientes para que se destinen los recursos necesarios para la obra que necesitamos”, precisaron.

Vecino