Es bien conocida la frase de que todos los caminos llevan a Roma, pero ahora las redes sociales y las aplicaciones móviles conducirán hacia el Tepeyac para que desde la Basílica de Guadalupe se oficien y transmitan misas en inglés y sean traducidas al mandarín para los católicos de Estados Unidos, Taiwán y China.

Ante el cierre de templos en todo el mundo por la epidemia de Covid-19, la Arquidiócesis de México aceptó que desde el santuario del Tepeyac se realicenmisas en línea para los devotos de la Virgen Morena en la Unión Americana y en el Lejano Oriente.