• En Hospital Rural del IMSS
  • Retardan médicos tres horas atención a la mujer y reconocen falta de material para hacer su trabajo, denuncian familiares

Coscomatepec.- Una mujer de Ixhuatlán del Café estuvo en peligro de perder a su bebé, debido a la falta de profesionalismo de los médicos del Hospital Rural IMSS-Bienestar.
Familiares de Andrea “N” denunciaron que aunque llegó desde las 23:00 horas al nosocomio y se le rompió la fuente, fue hasta tres horas después que la ingresaron para su atencioón, sólo tras de la insistencia de sus allegados.
No bastando lo anterior y una vez que ya estaba en labor de parto, los médicos intentaron negarle la atención, pues reconocieron que no tienen material médico, indicaron los quejosos.
“Se pusieron altaneros, querían que firmaramos para sacarla del hospital y que nos la lleváramos, pero no quisieron prestarnos la ambulancia porque según el médico no tiene la capacidad para hacer ese movimiento”, acusó el hermano de la afectada.
Los inconformes lamentaron que un lugar que fue rebautizado como “Bienestar” brinde una mala atención a los ciudadanos, lo que se ha convertido en una constante.
“Mi hermana está delicada, el bebé no lo hemos visto, no sabemos cuál es su estado de salud porque para colmo dicen que no hay pediatra”, agregó el denunciante.
Los familiares de la fémina demandaron la intervención de las autoridades del Instituto Mexicano del Segundo Social y se sancione a quien resulte responsable de lo que consideraron una negligencia médica que puso en peligro la vida de una mujer.