Superiberia

Nogales.- Fue clausurado en su totalidad de forma temporal el relleno sanitario ubicado en Los Colorines, por la Procuraduría Estatal de Protección al Medio Ambiente (PMA), tras detectar en que la empresa Constructo operaba de forma ilegal y ocasionando graves problemas de contaminación.

Tras realizar un operativo, autoridades de la PMA informaron que en el relleno se ampliaba una segunda etapa, cuando el comodato ya había vencido en el año 2018, además de que la empresa no presentó sus permisos correspondientes al manejo de Residuos Sólidos Urbanos y de Manejo Especial y su Manifiesto de Impacto Ambiental, vencidos desde el 2009 y de que sus celdas seguían en operación a pesar de que su tiempo de vida útil ya había caducado.

El actuar de la Procuraduría se derivó de una denuncia que presentaron las autoridades municipales al percatarse de la irregularidad del lugar.

La diligencia estuvo a cargo del subprocurador, Ernesto Cuevas y la subprocuradora de Asuntos Jurídicos, Karina Miranda, quienes informaron que ya se les notificó a los municipios de la región de las Altas Montañas que ya no pueden seguir tirando basura en el sitio.

Vecino