El róver Curiosity de la NASA ha vuelto a sorprender con sus hallazgos en Marte, al fotografiar una gran roca en su camino hacia el Monte Sharp. Según la información preliminar, la pieza geológica es oscura y brillante.

La ahora llamada “Isla Davaar” se hizo visible ya a distancia, situándose aproximadamente en el centro de las imágenes recientemente captadas por esa nave de exploración espacial. “No se parece a ninguna otra roca del paisaje circundante”, explicó la geóloga planetaria Melissa Rice, de la Universidad de Western Washington, en un comunicado publicado este lunes.