• Durante la pandemia

Huatusco.- Unas 3 mil familias del municipio dependen de la industria de la construcción, uno de los pocos sectores que sigue activo durante la contingencia sanitaria.
En promedio un albañil gana al día hasta 300 pesos, mientras que el ayudante percibe hasta 200 pesos, dependiendo de las habilidades y cantidad de trabajo que realice.
El gerente de un comercio de materiales, Ventura Demuner Torres, manifestó que un 25 por ciento de la economía local se genera en la industria de la construcción.

*el tip
Opciones
Es en obras que realizan los ayuntamientos donde se emplea la mayoría de personas que se dedica a la albañilería, aunque muchos más son proyectos de particulares.

“Esto sigue adelante, de forma normal, especialmente en localidades pequeñas, pararon las grandes empresas en las ciudades, pero a nivel local continúan las labores”, comentó.
La albañilería se convirtió en un salvavidas para muchas familias que se quedaron sin ingresos porque los lugares donde trabajaban cerraron o sus ventas cayeron drásticamente, indicó.
“Hay que buscarle y aquí hay trabajo, con el parque cerrado las personas se ausentan”, comentó Ezequiel Cortés, quien dejó el oficio de bolero en Huatusco de manera temporal.