Tras una discusión, un niño de siete años encajó un enorme cuchillo de cocina a un menor de cinco años de edad en la cabeza. La víctima, quien presenta un grave estado de salud, fue trasladado de emergencia por más de 300 kilómetros desde Puerto Peñasco, Sonora, hacia un hospital especializado en Mexicali, Baja California.

El menor, tiene dos centímetros de la navaja incrustada en el lado derecho del cráneo, una zona relacionada con funciones motoras y memoriales.

Hasta el momento, la víctima, no ha sido identificada por su nombre, aunque transcendió que iba ser trasladado hacia los Estados Unidos para su atención, pero debido a la gravedad de las lesiones, los médicos consideraron que no sobreviviría al vuelo.