Superiberia
  • Persecución y balacera en Fortín
  • Tras los hechos tanto el taxi, el vehículo causante del accidente, las dos personas detenidas y la patrulla dañada por impacto de bala quedarían a disposición de la Fiscalía Regional para las investigaciones correspondientes y posteriormente deslindar alguna responsabilidad

Fortín.- Ayer una persecución y balacera entre sujetos armados y elementos de la Guardia Nacional (GN) así como Policías Estatales, causó el pánico de habitantes de los fraccionamientos El Greco, Casas Geo y personas que habitan sobre la calzada Tlacotengo.
En información oficial todo se originó después de que los ocupantes de un Verna en color rojo, con placas de circulación YGT-9381 del estado, al conducir en estado de ebriedad y
exceso de velocidad chocaron contra el taxi número 794 de Córdoba.
En ese momento personas que se percataron del accidente, de inmediato dieron parte al número de emergencia 911 ya que los sujetos se encontraban agresivos además de que algunos colonos indicaron que algunos de ellos portaban armas de fuego.
A la llegada de las autoridades el conductor del vehículo aceleró para darse a la fuga, lo que provocó que en ese momento se iniciara una persecución por parte de las autoridades contra estos sujetos; sin embargo llegando a la altura de dónde se encuentra una empresa de auto transportes Flecoli, los sujetos del vehículo dispararon contra las patrullas de la GN reventando el neumático de una de estas unidades y a su vez provocaron que los elementos comenzaran a dispararles y continuaron con la persecución.
El conductor del vehículo ingreso a los fraccionamientos el Greco así como Casas Geo para en todo momento evitar fuera detenido.
Sin embargo al llegar al fraccionamiento el Greco, habitantes de este lugar aseguraron que los elementos volvieron a disparar en varias ocasiones contra los ocupantes del vehículo sin importar que afuera de las casas encontraban varias familias con sus niños.
Posteriormente el sujeto volvió a salir para incorporarse a la Calzada Tlacotengo, continuando más disparos de arma de fuego, hasta que finalmente el conductor perdió el control y se impactó contra un árbol quedando el vehículo completamente desbaratado.

Vecino