Superiberia

Orizaba.- Luego de que el relleno sanitario “Los Colorines” en el municipio de Nogales fuera clausurado, el biólogo Graciano Illescas quien es Presidente del Consejo Intermunicipal de Ambientalistas dio a conocer que el impacto será muy grave en materia ambiental y por consiguiente en salud.

Señaló que el problema es crítico en una etapa de pandemia además del deterioro de las finanzas municipales en la recta final de las respectivas administraciones, pues según el informe de la Procuraduría del Medio Ambiente indica que el cierre del relleno sanitario es por no cumplir ciertas normativas y porque la vida útil del relleno sanitario concluyó en el año 2020.

También dijo que es incongruente del porque hasta ahorita toma una determinación de esta magnitud refiriendo que si el relleno sanitario de Nogales tenía o tiene una deficiencia técnica o de algún tipo lo correcto de alguna forma era imponer una sanción a la empresa o al relleno sanitario como tal pero no arriesgar el derecho constitucional de los veracruzanos a un medioambiente sano.

Vecino