Para la temporada de diciembre productores de seis estados pretenden colocar en el mercado más de 16 millones de plantas de Nochebuena, a pensar de la pandemia.

Año con año los productores de los estados de Jalisco, Michoacán, México, Morelos, Oaxaca y Puebla, empiezan el proceso de su producción en el mes de mayo, que pese a las restricciones impuestas por la pandemia de Covid-19, lograron la producción que permita cubrir la demanda en el mercado interno.

La mayor parte de la producción y consumo de la flor, 90% es roja; 5%, blanca o amarilla, y el resto rosa, rosada o marmoleada. Para lograr estas significativas producciones, los productores plantan los esquejes en el mes de mayo, ya que el cultivo tarda aproximadamente ocho meses y se producen en más de 30 variedades.