Ciudad de México.– Javier Duarte de Ochoa, ex Gobernador de Veracruz preso en el Reclusorio Norte de la Ciudad de México por desvío de recursos, intenta defenderse de acusaciones a través de las redes sociales, mismas plataformas que durante su Gobierno intentó censurar con una “Ley antituitera“.

La identidad de quienes prestaron lo servicios de community manager al ex mandatario estatal desde abril de 2017, fecha en que fue capturado, hasta septiembre de ese año, son desconocidos, pero no la intención de limpiar su reputación y mantener fresca en la memoria de los 276 mil 786 usuarios que siguen a Duarte de Ochoa en Facebook desde los tiempos en que gobernó Veracruz con un control desmedido de su imagen pública ante los medios de comunicación.

Con información de SIN EMBARGO.

https://www.sinembargo.mx/23-08-2019/3632690