Superiberia
  • A 30 años de la tragedia
  • El 3 de mayo de 1991, una nube tóxica se extendió por las colonias aledañas al Barrio de las Estaciones
  • Con una misa, en la Catedral de la Inmaculada Concepción, fue honrada la memoria de las víctimas de la explosión de la fábrica de plaguicidas Anaversa

CÓRDOBA.- Con una misa en la Catedral de la Inmaculada Concepción, fue honrada la memoria de las víctimas de la explosión de la fábrica de plaguicidas Agricultura Nacional de Veracruz SA (Anaversa), esto a 30 años de haberse suscitado la tragedia, por lo que en el lugar, hicieron acto de presencia sobrevivientes, miembros de la Asociación Civil, “Enfermos de Anaversa” y Bomberos de Córdoba. 
El 3 de mayo de 1991, una nube tóxica se extendió por las colonias aledañas al Barrio de las Estaciones, al menos 38 mil litros de sustancias tóxicas fueron expuestas a los habitantes quienes en su cotidianidad, fueron sorprendidos por una explosión que puso a este lugar como un suceso internacional en el que más de mil 500 personas habrían fallecido a consecuencia del incidente; sin embargo, ninguna fue reconocida oficialmente.  
De entre todo, aquel núcleo de historias suscitadas durante este trágico episodio para la sociedad cordobesa, uno de los sobrevivientes fue David Maldonado, quien clama justicia, por lo que el pasado domingo, se apostó a las afueras del predio ubicado en la venida 11, entre calles 21 y 23, junto familiares de las víctimas, quienes con pancartas en mano, exigían la construcción de un hospital de atención temprana al cáncer. 
“Nuestros familiares murieron y nunca tuvieron atención y las autoridades no le dieron seriedad al impacto tan nocivo que tuvo en la salud de los nuestros; sabemos que fue por el accidente, porque respiraron sustancias altamente tóxicas”, aseguraban. 
Los presentes, dijeron que las secuelas por haber inhalado las sustancias, derivaron en el deterioro de la salud de los habitantes, por lo que año con año, exigen ser escuchados y que esta tragedia no sea olvidada.  
La presidenta del Comité de afectados, Rosalinda Huerta, dio a conocer que hasta el momento, el inmueble aún continúa sin techo y mediante una manifestación en las instalaciones del lugar exigió que las autoridades emitan una revisión biológica y lamentó que en su momento tuviese anuncios de venta. 
Ayer y luego de la misa celebrada en la Catedral, acudieron hasta el Palacio Municipal para la entrega de peticiones a las autoridades y alrededor de las 19:00 horas emitieron vía redes sociales, una mesa redonda titulada: “ANAVERSA: impunidad, corrupción y lecciones pendientes”.

Uno de los sobrevivientes fue David Maldonado, quien clama justicia.

Vecino