En una reunión de trabajo privada, la presidenta de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), Rosario Piedra Ibarra, acudió al Senado a fin de tratar la toma de las instalaciones de ese organismo por parte de activistas.

A puerta cerrada, sin acceso a prensa, sólo para tomar aspectos de video de un minuto y sin transmisión por el Canal del Congreso, el encuentro inició poco después del mediodía y se espera que concluya después de las 15:00 horas.

El senador independiente Emilio Álvarez Icaza y Juan Zepeda, de Movimiento Ciudadano, solicitaron la renuncia de Piedra Ibarra al frente de la CNDH.