Gran parte del país resiente una intensa ola de calor.

En el estado de Guerrero, el termómetro llegó a los 40 grados a la sombra en Acapulco, y en la zona de Tierra Caliente.

En la costa, desde Cuajinicuilapa, en los límites con Oaxaca, hasta Zihuatanejo, la sensación térmica fue de 38 grados.