XALAPA.- Los veracruzanos son quienes van a juzgar al Gobierno de Miguel Ángel Yunes Linares, dijo el presidente de la Junta de Coordinación Política del Congreso Local, Javier Gómez Cazarín.

Esto, referente a que los hechos violentos que han ocurrido en la Entidad, en las últimas horas, “revelan el Estado fallido que prevalece en Veracruz”.

Tan es así, que el Fiscal General, Jorge Winckler, habitaba la casa de Adolfo Mota, que presuntamente fue decomisada como parte de la recuperación de bienes.

Ayer el gobernador Miguel Ángel Yunes Linares entregó a la Mesa Directiva del Congreso del Estado su Segundo Informe de actividades, donde señaló que el juicio histórico de su labor estará a cargo del pueblo veracruzano.

Después de entregar su Segundo y último Informe de Gobierno en el Palacio Legislativo, Yunes reprendió al reportero Jair García, quien le preguntó si hay posibilidad de que en unos meses se pueda descubrir algún hecho de corrupción de su Administración y que si “metería las manos por sus funcionarios”. “No voy a responder eso de si metería las manos, lo que digo es que cada funcionario cumplió con su obligación, al igual que el Gobernador y es el marco de la Ley el que debe dimensionar, medir y valorar en todo caso lo que hicieron los funcionarios”.