Un juez federal vinculó a proceso a Luis Alberto Núñez Santander, ex subdirector de Operaciones de Pemex Logística, por el anticipo presuntamente ilegal de 27 millones de dólares en la compra de 700 pipas que no fueron entregadas.

Artemio Zúñiga Mendoza, juez de control del Centro de Justicia Penal Federal del Reclusorio Norte, procesó al ex funcionario por los delitos de ejercicio ilícito del servicio público y uso ilícito de atribuciones y facultades.

Aunque los ilícitos imputados no implican la cárcel en automático, la Fiscalía General de la República consiguió que el juzgador le confirmara la prisión preventiva justificada, razón por la que estará internado en el Reclusorio Norte mientras se desarrolla su proceso.

Durante la audiencia, realizada el viernes pasado, el impartidor de justicia también fijó un plazo de dos meses para llevar a cabo la investigación complementaria.

Esta es probablemente la primera audiencia judicial que se lleva a cabo por videoconferencia en una sala de audiencias que no es parte de un penal de alta seguridad, conforme a la norma que aprobó el Consejo de la Judicatura Federal para la contingencia por Covid-19.

Según los antecedentes del caso, en 2013 la Subdirección Distribución de la División Pemex Refinación contrató 400 carros tanque para desalojo de combustóleo pesado y 300 carros tanque para transporte de hidrocarburos destilados por 91 millones 197 mil dólares.

Las unidades fueron compradas a la empresa Ethan Gas Oil, LLC, según información que la Fiscalía Especializada de Combate a la Corrupción (FECC) proporcionó al juez durante la audiencia.