Xalapa.- Tanto Miguel Ángel Yunes, exgobernador del Estado, y Jorge Winckler, quien estuvo al frente de la Fiscalía en el “nefasto” bienio pasado, andan como “ratas”, prófugos de la justicia, dijo el exfiscal general del Estado, Luis Ángel Bravo Contreras.

Entrevistado ayer cuando acudió a Pacho Viejo, para realizar labor social y ayudar a salir de prisión a internos que lo apoyaron cuando  estuvo preso.

Expresó que ahora espera que pronto puedan hacer frente a la justicia por las acusaciones que pesan en su contra y muchas otras que también habrá, aseguró que el Estado y el País se está enterando de todo lo que pasó en el “nefasto” bienio de la administración de Miguel Ángel Yunes.

“Todo lo que hicieron lo están pagando aquí mismo, así como hombres fueron para hacer todas las canalladas que hicieron, que hombres sean para enfrentar a la justicia y las acusaciones que se les están haciendo,(…) como yo lo hice”.

Bravo Contreras, se dijo un hombre de leyes que encabezó el Ministerio Público veracruzano y por lo tanto, no tiene la menor duda de que todo se va a colocar en su lugar.