Por: Mauricio Flores/ columnista

La orden del Juez Noveno de lo Civil de la Ciudad de México no congeló como tal las cuentas de empresas donde tiene participación accionaria Miguel Alemán Magnani; las empresas -como Plaza Antara, Interjet o Club de Playa Pichilingue Acapulco- siguen contando con el flujo habitual que les proporciona su actividad mercantil… pero están embargados los dividendos y beneficios que en el pasado cercano esas firmas le proporcionaban.

Como es sabido, estaban vacías las cuentas intervenidas a través de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores, a cargo de Adalberto Palma. Una de las familias más adineradas del País optó por “secar el pozo” y retraerse en sus propios recursos que por cierto no son pocos y que se forjaron al amparo de lo que fuera la “presidencia imperial” de Don Miguel Alemán Valdés, el “cachorro de la Revolución” que sirvió y se sirvió al detonar el período del Desarrollo Estabilizador.

La fortuna al amparo del poder político permitió tener participaciones en empresas de todo los giros, desde Telesistema Mexicano en su inicio hasta desembocar en la fabricación de conservas (La Costeña), energía (Galem Energy) participaciones en la fabricación de turbinas de avión (con Safran), así como en Desarrollos Turísticos Inmobiliarios del Caribe, Desarrollo Turístico y Portuario del Caribe, Las Peñas Acapulco, Inmobiliaria La Diana de Occidente (Club de Playa Kassandra en Acapulco), Fraccionadora Balandro y Paraíso Pichilingue.

Sin el flujo de esas empresas, los propietarios de Grupo Coral contarían todavía con una vasta riqueza para enfrentar sus compromisos, aunque el embargo por incumplimiento en la compra de Radiopolis les restringe liquidez y afecta la ingeniería de subsidios cruzados que estarían permitiendo la subsistencia de Interjet. Para los Alemán el costo de ese pleito con Televisa podría ascender a 1,900 millones de pesos (abogados, costes y sanciones, según expertos consultados), por lo que el sentido común les habría aconsejado un mal arreglo antes que un buen pleito.

La ABM no se equivocó

A menos de un año de que Luis Niño de Rivera fuera elegido como presidente de la Asociación de Bancos de México, los accionistas y directivos de las instituciones del País se pueden ufanar de que tomaron la mejor decisión para nombrar como su representante a un experto en materia financiera que al mismo tiempo tiene un afinando sentido político que le ha permitido mantener la dirección del gremio hacia la innovación tecnológica (como la introducción del CODI para transacciones teléfonos móviles) y leer “el momento del dinero” y las circunstancias y promover a la Banca como fondeador de proyectos del Acuerdo Nacional de Inversión en Infraestructura del Sector Privado. Ello le ha valido el reconocimiento de los banqueros y del presidente Andrés Manuel López Obrador, pues la inclusión propicia negocios honestos.

Le dan a D’Alessio

Y el primer fallo de su tipo en México lo acaba de dar el Juzgado Primero en Materia Administrativa, a cargo de Jonathan Bass, que ordenó al diputado del PES-Morena; Ernesto D’Alessio, se abstenga de emitir mensajes y menciones -discriminatorios y racistas- contra el presidente de la Federación Mexicana de Natación, Kiril Todorov. Aunque el legislador se haya burlado del fallo judicial y aseverado que “me hacen lo que el viento a Juárez”, está obligado a observar la Ley… e incluso a pedir disculpas públicas.

CAF dijo: voy

Mañana le cuento, pero de buena fuente se sabe que CAF, la operador del Tren Suburbano Buenavista-Cuatitlán, ya solicitó la concesión para operar el Choritren México-Toluca a la SCT que lleva Javier Jiménez Espriú.

mflores37@yahoo.es

@mfloresarellano