• suben los casos de contagios en la zona
  • Ya se cuenta con los insumos para muestras de posibles contagios
  • Piden a la población que en los primeros síntomas se acerque a sus Unidades de Medicina Familiar que les corresponde.

Orizaba.- Se inicia la detección y seguimiento en la Unidad de Medicina Familiar, con el fin de que los pacientes con sospecha de Covid-19 no lleguen a los hospitales graves, incluso ya se cuenta con los insumos para muestras de posibles contagios.
Lo anterior luego de reconocer que, de los arriba de 9 mil 700 trabajadores del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), solo mil 425 han dado positivo del Covid-19, reconoció la delegada en Veracruz Sur, Célida Duque Molina.
Acompañada del titular de prestaciones Médicas, Luis Arturo García Vázquez; explicaron que no se cuentan con las cifras actualizadas de cuántos son los trabajadores entre personal médico, administrativo, entre otros, que han fallecido, debido a que no pudieron superar el virus.
Sin embargo, explicaron que en breve se espera contar con la información del comportamiento de la enfermedad con neumonía grave y el manejo de terapia intensiva, “pero por supuesto que hay un gran porcentaje de pacientes recuperados, ante un escenario tan grave”, explicó la delegada.
Destacó que desde hace algunas semanas se creó la estrategia de detección y seguimiento del paciente con sospecha o diagnóstico de Coronavirus en la Unidad de Medicina Familiar y agregó que “esto es importantísimo”.
Lo anterior, “porque un paciente que esté bajo este diagnóstico y que presente fiebre de más de 38 grados, que presente dolor torácico, dificultad para respirar, debe acudir a recibir consulta de manera inmediata al hospital o clínica que le corresponde”.
Resaltó que “ya no nos debe pasar, aún y se dieran repuntes, que nuestros pacientes lleguen en condiciones muy graves y con saturaciones bajas, nosotros estamos en la mejor disposición de darle seguimiento a los pacientes, porque justamente el arribo tardío empeora el diagnóstico”, concluyó.