CÓRDOBA.- Ayuda, es lo que solicitan comerciantes del mercado La Isla para hacer frente a las bajas ventas que registran, mismas que han empeorado con la cuarentena que se ha puesto en marcha desde hace casi un mes, señaló la líder de locatarios, Luminosa Ameca.

Señaló que no había resentido al 100 por ciento la situación, ya que en este punto de instalaron de forma temporal las oficinas del Inegi, lo que les traía algo de ventas, especialmente a las fondas, ya que había un ligero flujo de consumidores.

Sin embargo, desde hace dos semanas se suspendieron labores por instrucciones federales, lo que ha empeorado su situación.

Esto ha afectado a todos los comerciantes, en especial a 40 adultos mayores que por ser considerados personas de riesgo tuvieron que bajar sus cortinas, muchos de ellos viven solos y no tienen otros ingresos para sobrevivir.

Las ventas, a decir de Luminosa Ameca, han caído hasta 30 por ciento, por lo que han solicitado el apoyo de las autoridades para que los integren en algún programa para la entrega de despensas.

Los locatarios señalan que hasta el momento, tampoco han tenido la visita del Sector Salud, a fin de que les brinden orientación sobre los cuidados que deben tener por la pandemia, aunque ellos a su manera han intentando seguirlas, a como han entendido.

Esperan que en próximos días haya una respuesta de las autoridades.