• Se manifiestan ante PEMEX
  • Realizan plantón por tercera ocasión en la Subestación de la paraestatal, pero los dejan sin respuesta
  • Tanto la empresa como la aseguradora dan largas a los damnificados para evitar pagarles por los daños que les ocasionaron.

CD. Mendoza.- Tras realizar un “plantón” por tercera ocasión en la Subestación de Pemex, campesinos de Omealca y Tierra Blanca están a la expectativa de que el superintendente, Jesús Fernando Vargas, dé seguimiento a la inspección de los terrenos dañados, a fin de que se agilice el pago de afectaciones por derrame de hidrocarburos y obras.
En agosto, septiembre y el miércoles pasado, los campesinos se manifestaron en las instalaciones de Ductos Sector Ciudad Mendoza para exigir que les paguen las afectaciones en al menos 100 hectáreas de cultivos e indemnizaciones por la muerte de cuatro personas, entre ellas dos niños y de ganado, entre otros.
Se trata de habitantes de Palma Sola, Paso Carrillo, La Victoria, Matatenatito, Río Moreno, La Estación, Benito Juárez y otras, que llevan cinco años exigiendo a la paraestatal que descubran los los daños ocasionados.
En repetidas ocasiones acusaron que la falta de pago que varía para cada agricultor, porque va desde los 10 mil hasta cantidades superiores a 100 mil pesos, se debe a que la aseguradora Mapfre y PEMEX “se responsabilizan entre sí y les dan largas”.
Luego de su última manifestación, el superintendente, Jesús Fernando Vargas, diálogó con ellos y escuchó sus demandas; su compromiso fue visitar e inspeccionar los terrenos afectados con la presencia de un abogado, para levantar un documento de daños con los nombres de los propietarios, a fin de enviarlo a sus superiores y dar respuesta a los campesinos a la brevedad posible.