La Cámara de Diputados entregó a los 500 legisladores un teléfono celular para ejercer su voto a distancia durante el próximo periodo ordinario de sesiones.

Con un presupuesto de tres millones de pesos, la Cámara Baja adquirió los equipos a un precio en el mercado de seis mil pesos aproximadamente. Los teléfonos cuentan con una memoria de 64 gigabytes, y serán utilizados para que los legisladores tomen asistencia y voten a distancia con una aplicación llamada Aplicación Portátil de Registro de Asistencia y Votación (Aprav).

Personal de Servicios Parlamentarios y Tecnologías de San Lazaro se encargaron de entregar el día de hoy los dispositivos, bajo los protocolos sanitarios correspondiente debido a la pandemia y para evitar contagios la Cámara acordó que se dará inició a las sesiones ordinarias a distancia con ayuda del equipo telefónico.