Superiberia
  • Automovilistas ya no aguantan las extorsiones de estos elementos… y eso que son Apoyo Vial.

CÓRDOBA.- Automovilistas que transitan por la carretera federal de Potrero, reportaron los constantes abusos de elementos de Apoyo Vial, de Amatlán de los Reyes, quienes hacen su agosto pidiendo mordidas a diestra y siniestra a cualquier conductor que transite por alguno de los cuatro puntos donde operan.
Como unos extorsionadores y abusivos fueron calificados los elementos de Apoyo Vial, de Amatlán de los Reyes, no sólo por los automovilistas asiduos al mencionado tramo carretero sino también por vecinos, quienes se percatan de las injusticias en las que incurren día a día en los cuatro puntos en los que se ubican; el primero justo en la desviación a Río Seco, en el sitio conocido como El Oasis. 

Al entrevistar a conductores, éstos externaron que fue desde el mes de diciembre que los elementos municipales mantienen guardia en el lugar, iniciando sus labores desde las 08:00 horas y culminándolas a las 14:00 horas, ya con el botín del día y luego de haber extorsionado a quien se deje, pues aseguran que los motivos por los cuales detienen a los vehículos resultan ridículos y cuya finalidad únicamente es el soborno. 
“Ya estamos hartos, nadamás detienen a la gente a lo tonto para ‘reventarla’, nos quitan la tarjeta de circulación y todavía nos piden 500 pesos, nada más se acercan con una bolsita y ahí les echas la lana y nos tienen hasta que les demos y, si no te paras, les avisan a los que están más adelante y te agarran, están bien organizados para robarte porque eso que hacen es un robo cínico a plena luz del día”, afirmó uno de los entrevistados.
Otro punto de extorsiones constantes es la llamada desviación a La Pesca, donde vecinos aseguran que han sido testigos de las intimidaciones y abusos del personal de Apoyo Vial municipal, “hoy en la mañana pararon un carro gasero, no sé con qué motivo, pero tuvimos que comprarles 100 pesos de gas a los trabajadores para que se completaran y les dieran para el refresco porque no los dejaban ir, al chofer le pidieron otros cien”, explicó un vecino, quien además aseveró que pueden tenerlos detenidos por horas, incluso si está lloviendo. 
Tanto taxistas como conductores particulares y motociclistas son víctimas de la ambición y la prepotencia de estos sujetos, quienes al ser advertidos de nuestra presencia al llegar al segundo punto abordaron un vehículo de alquiler con número económico de Amatlán para retirarse de inmediato del lugar, o posiblemente para relevar a sus compañeros en la siguiente ubicación a la altura del canal y otra más en la colonia Cruz Verde, en la avenida 3 de Mayo, de Atoyac.
Tanto los habitantes como los automovilistas hacen un llamado a las autoridades para frenar a estas personas que, pese a portar un uniforme, son verdaderos depredadores que hostigan y despojan de su dinero a los desafortunados que se topan en su camino. “En una ocasión a una camioneta tipo estaquitas le hicieron el alto, pero yo creo que ya estaba harto el chofer de esos canijos y le echó la camioneta encima, casi se los lleva y luego se les peló”, narró un vecino quien además presenció cuando los elementos detuvieron a un taxi con placas de circulación de la CDMX al que, aseguran, lo retuvieron por casi seis horas hasta que optó por darles una buena mordida.

Vecino