CÓRDOBA.- La precaria situación económica podría derivar en otros problemas sociales aún más complicados, consideró el integrante del Frente Popular Veracruzano, Andrés Gómez Ojeda, quien no dudó que se registró un aumento en los índices delictivos y de prostitución.

Detalló,  la contingencia sanitaria ha dejado a cientos de personas sin un ingreso al perderse varios empleos en el municipio de Córdoba, llevando a que principalmente se note un aumento en los robos.

El comercio ambulantes, dijo, resultaba una opción para quienes tenían necesidad económica, lamentablemente hoy en día en todas las ciudades las ventas han caído drásticamente debido a la poca actividad económica, llevando a las personas a buscar “otra” forma de obtener recursos.

Córdoba no es la excepción, pues se ha notado un aumento en el número de personas que ejercen la prostitución, aún cuando no existe una medición como tal, se observa a mayor número mujeres, de edades de los 18 a los 35 años, que buscan una forma de sobrevivir a la pandemia que ha impactado a todos los sectores.