Rafael Delgado.- El día de ayer apareció una manta en la zona de Jalapilla, donde mencionan la corrupción que impera dentro de la administración de Isidora Antonio Ramos, siendo en la Policía Municipal y Comercio, las áreas que mayores quejas tienen y son solapadas por la primera
autoridad.

La lona fue colocada sobre una estructura de metal, misma que es usada por el ayuntamiento de Rafael Delgado para poner diversos anuncios referentes a la
administración.

En el anuncio denuncian las múltiples extorsiones que cometen, tanto elementos de la Policía Municipal, como el área de Comercio hacia vendedores, taxistas, transportistas, entre otros.

A los elementos policiacos se les señala de usurpar funciones, ya que efectúan el trabajo de un elemento de Tránsito Estatal y se han atrevido a cobrar una supuesta infracción y, de no hacerlo, son remitidos a la
Comandancia Municipal.

Los problemas entre la gente de Jalapilla y las autoridades municipales son tan grandes, que los comerciantes corren a los inspectores de Comercio, quienes llegan a cobrar, señalan los quejosos, ya que no permitirán más abusos de parte de esas personas.

Por su parte, Isidora Antonio Ramos, ha mandado a elementos de la Policía Municipal a amedrentar y acosar a la población de aquella zona, por lo que la gente ya esta cansada de todos estos atropellos. Este problema se origina, porque la alcaldesa no ha querido hacer ninguna obra en beneficio de la comunidad y en sus casi tres años de mandato, ha retrocedido Jalapilla.