Córdoba.- Elementos de la Agencia Veracruzana de Investigaciones detuvieron ayer, mediante una orden de aprehensión girada por el juez Primero de Primera Instancia, a un empleado como presunto responsable del delito de robo agravado y encubrimiento por receptación, consta en la causa penal número 51/2013.

El ahora detenido, José Miguel Aztorga Daza, de 23 años, presuntamente fue engañado por los hermanos José Ascensión y Ángel de Jesús, de apellidos Rojas Hernández, formalmente presos, de que la familia de éstos estaba amenazada de muerte por personas desconocidas.

Presuntamente atentarían contra él, José Miguel y en contra de su familia, por lo que tendría que darles el dinero que en ese entonces, 6 de marzo del año 2012 llevaba, 2800 pesos como producto de la venta de pan, argumentándole a su patrón José Ignacio Vázquez Sánchez, que lo habían asaltado dos sujetos en motocicleta.

Como resultado de la Investigación realizada por la AVI, luego de la denuncia presentada por el agraviado, propietario de la panadería Campestre, se giró la orden de aprehensión en contra de los hermanos José Ascensión y Ángel de Jesús, de apellidos Rojas Hernández, siendo detenidos en base a una orden de aprehensión y recluidos en el penal de La Toma.

 

El Buen Tono