Yanga.- El conductor de una camioneta Ford Ranger y su acompañante, resultaron con lesiones en diferentes partes del cuerpo ayer por la tarde, luego de que al viajar a exceso de velocidad y en estado inconveniente, se saliera de la carretera estatal Yanga-Omealca, en San José de Abajo y terminaran entre un cañal.

La camioneta, debido al golpe que recibió, terminó con el parabrisas quebrado y la llanta trasera derecha reventada, mientras que su conductor y piloto, resultaban policontundidos;  “no pasó nada, la camioneta no quiere arrancar”, decía don Juan Fuentes Aquino, de 70 años.

Los hechos se registraron alrededor de las 13:45 horas de ayer domingo cuando esta persona y su hijo de nombre Agustín Fuentes Hernández, de 30 años, viajaban en una camioneta Ford Ranger gris, placas XW-06884 del estado, sobre la carretera estatal Yanga-Omealca-Tezonapa.

Debido a que don Juan conducía en estado alcoholizado, en una recta perdió el control de la unidad, se salió de la carretera, trepó hacia un cañal y ahí quedó la camioneta con el parabrisas quebrado y la llanta trasera derecha reventada.

 

El Buen Tono