Orizaba.- A pesar de las observaciones del Órgano de Fiscalización Superior del Estado de Veracruz (Orfis), lo cierto es que en Orizaba no hay gobernanza y no hay una verdadera transparencia, así lo manifestó el analista político Darío Canet Arenzano Altaíf.

Dijo que esto no es nuevo, es decir, es algo que se ha dado desde hace mucho tiempo; por ejemplo, a pesar de que el portal del Ayuntamiento da a conocer sueldos y salarios de los funcionarios los datos no han sido actualizados desde hace dos años, además, no toda la información se encuentra ahí, sólo se simula.

Agregó que el alcalde IgorRojí@eltiteredejuanmanuel está más interesado en venderle a la población las áreas verdes del Fraccionamiento Jardín II, ubicadas en la colonia El Espinal; sin papeles que respalden la transacción, “por ver cuánto le cobra a los ciudadanos, qué tanto les puede sacar, tratando de vender lotes que no son ni del Ayuntamiento (…) por lo que no está generando una gobernanza acorde a la ciudad”, refirió.

“En Orizaba, con tantos años de la secuencia en la Administración (los mismos funcionarios en el cargo por más de 10 años) los empodera y se fijan no en la gobernanza sino en cómo ahora los ciudadanos se convierte en súbditos, lo que no es correcto”, señaló.