Orizaba.- Existe encubrimiento del comandante de la Policía Ministerial Acreditable del distrito XV,  Johan Iván González, a los tres hermanos, presuntos agentes de la Policía Ministerial destacamentada en Orizaba, que irrumpieron en el Hospital General Regional de Orizaba del IMSS con violencia y provocaron pánico entre el personal médico y los derechohabientes.

Fueron testigos de la brutalidad policiaca y cobarde en la cual golpearon a una guardia de seguridad de dicho nosocomio, quien como consecuencia de la agresión fue canalizada a urgencia debido a las lesiones de gravedad que le provocaron.

Han pasado 72 horas y no se sabe nada al respecto; el comandante Johan Iván González no se ha pronunciado ni investigado la situación de inseguridad que provocó su personal a cargo.

Los “policías” se inconformaron primero por la muerte de su madre, con más de 80 años de edad, la cual llegó con síntomas de Covid-19, después porque no los dejaban pasar a ver el cadáver, pero ellos pasaron por encima de todo el personal e impusieron su ley a punta de pistola. 

Cabe destacar que, otro de sus hermanos también está intubado por Coronavirus y su condición es crítica.