Superiberia

Orizaba.-‌ ‌ El Obispo de la Diócesis de Orizaba, Eduardo Cervantes Merino, manifestó que hay actitudes de discriminación en contra de las personas que se han contagiado de Covid-19, un mecanismo que lejos de ayudar para superar la pandemia, complica aun más las acciones para evitar que se propague la enfermedad.
En el marco del VI Domingo del tiempo Ordinario, desde la catedral de San Miguel Arcángel, monseñor Eduardo en el mensaje de la misa del mediodía resaltó que al pueblo le están dando “información sesgada sobre la enfermedad”
Destacó que la persona que “es contagiado del Covid no le gusta decir, últimamente, como que ya lo dice, me dio Covid y lo que pasa es que tenemos actitudes de discriminación, y si tienen a un familiar y si es que murió de ello” pues también no lo dicen mucho.
“Es un mecanismo que tenemos y que lejos de superarlo, de tener la información clara, o en caso de contagio, nosotros le autorizamos de hacernos un lado en lugar de tener los cuidados adecuados, cuantas agresiones se han dado y se dieron a principio de la pandemia con médicos y enfermeras y personal sanitario, es una tristeza”, opinó.
Destacó que “los discípulos del señor tenemos que ir superando esas acciones, entender la epidemia, cuidarnos, tener la información adecuada y no dejarse llevar con información sesgada y que muchas veces hace crecer la enfermedad. Nosotros vivimos una pandemia mala manejada de quienes tuvieron que poner disciplina”

Vecino