Las autoridades mexicanas  informaron que el cine nacional recibirá nuevos apoyos económicos que tendrán el objetivo de sustituir los fideicomisos Fidecine y Foprocine.

La cantidad aprobada para la producción de películas es de 103 millones de pesos, así lo afirmó María Novaro durante el inicio del Festival Internacional de Cine de Guadalajara (FICG).

La noticia llegó luego de semanas de incertidumbre entre el gremio cinematográfico en los que no se conocía, de manera clara, que ocurriría con los recursos que el cine mexicano recibía mediante los fideicomisos (Foprocine y Fidecine) que el Gobierno federal decidió suprimir del presupuesto federal anual.