Superiberia
  • Autoridades orizabeñas
  • Como cualquier día, la población salió a realizar sus actividades.

Orizaba.- Comercios, ciudadanos y, principalmnte, las autoridades incumplieron con las medidas de restricción de movilidad decretado por el gobierno estatal para este municipio, pues no hubo control en los filtros sanitarios en el primer cuadro de la ciudad.
Continuaron sus actividades, aún cuando se trató de giros no esenciales y las familias pasaron en grupo, en negocios de helados, papas, palomitas o esquites, entre otros y se quitan el cubrebocas. Incluso, ante la indiferencia de las autoridades, pidieron sus productos para llevar y se lo iban comiendo por la calle.
En las entradas de la calle Real, trabajadores municipales daban gel antibacterial y tomaban la temperatura; sin embargo, las autoridades fueron tolerantes al permitir el comercio, aunque este jueves la afluencia fue menor que en diciembre cuando hubo aglomeraciones por las compras.
Es la tercera ocasión en que es instalado el cerco sanitario en el centro histórico del Pueblo Mágico de Orizaba, por instrucciones del gobernador Cuitláhuac García Jiménez, luego de la publicación en la Gaceta Oficial el pasado 12 de enero del decreto de “Alerta Preventiva” por Covid-19 ante el incremento de casos positivos, restringiendo la movilidad del jueves al domingo.

Vecino