Veracruz.- El presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, aseguró en Veracruz que en el gobierno de Miguel Ángel Yunes Linares se auspiciaba la delincuencia y, ante las denuncias que pesan sobre el fiscal Jorge Winckler, la autoridad competente va a investigar sobre su comportamiento.

En la conferencia mañanera, efectuada en el Museo Naval del puerto veracruzano, el Presidente dijo que fue un error dejarlo como Fiscal, porque durante el imperio de la corrupción se protegían unos a otros y abundó: “El Fiscal de Veracruz no está bien”.

“Yo no lo conozco, (a Winckler), pero sí al anterior Gobernador, Veracruz tenía el problema que desde el Gobierno se auspiciaba la delincuencia”, precisó.

El fiscal Jorge Winckler fue dejado fuera de la reunión de seguridad del Gabinete Federal, porque el Gobernador dijo que no confiaba en él, y tuvo el respaldo del Presidente.

DE BUENAS ENTRAÑAS

López Obrador destacó que antes no había línea divisoria entre Gobierno y delincuencia, había complicidad con los delincuentes, hoy en Veracruz, añadió, se tiene un Gobernador comprometido con el pueblo y honesto.

“Los anteriores, daban miedo, eran como personajes de terror. Cuitláhuac es incapaz de engañar, de llevar a cabo una acción perversa en contra de nadie, Cuitláhuac no es de malas entrañas, es honrado”.

“Cuitláhuac es una gente limpia, y el que nada debe, nada teme, es una gente inteligente, una gente honesta, estoy muy contento con mis paisanos veracruzanos”, apuntó.