Xalapa.- El arzobispo de Xalapa, Hipólito Reyes Larios, dijo que debe evitarse la tendencia al egoísmo, al pecado, sobre todo con los prójimos. Del mismo modo, afirmó que es muy importante el testimonio de las mujeres, ya que ellas fueron muy cercanas a Jesús, tal y como lo siguen siendo las madres, esposas y hermanas de la actualidad. Por ello, refirió que hay dos mujeres distintas Eva y la Virgen María, una cayó en el pecado mientras que la otra fue fiel al llamado de Dios.

“Si le damos cabida a Dios en nuestro corazón, estamos actuando como María; si lo que nos habla el mal, la tentación, le hacemos caso, entonces caemos como hijos de Eva. Todos estamos tocados por el pecado original, por eso esa tendencia al egoísmo. A sentir que somos como el centro de todo y a que nuestro amor no sea tan verdadero, tan resistente, tan fiel”.

Durante su homilía dominical, señaló que hay quienes actúan como Eva y se dejan seducir por el pecado, ya que son personas que llevan vidas infelices, egoístas, donde sólo buscan su propio beneficio. Explicó que hay quienes invitan al pecado, al mal.

 

AGENCIA