Superiberia
  • El funcionario se roba el dinero y evade al fisco porque se lo embolsa sin dar factura.

CÓRDOBA.- Vecinos del fraccionamiento del Casino Español denunciaron públicamente que Juan José Vallejo Garay, director de Mantenimiento Urbano municipal, ilegalmente renta “por fuera” las grúas y otros equipos que son propiedad del ayuntamiento para hacer obras particulares, como si fueran propios, por lo cual presuntamente obtiene cuantiosas ganancias para su bolsillo y ese dinero no lo reporta a la Tesorería municipal.
Comentaron que hace un par de semanas reportaron al ayuntamiento la falla de una luminaria y, a pesar de su insistencia, nunca fueron atendidos, de tal suerte que optaron por cooperar entre todos para comprar el poste, cable y hasta la lámpara, además de que contrataron a un electricista de forma particular, todo con un costo superior a los 13 mil pesos.

Hechas las reparaciones necesarias y el nuevo cableado, ahora faltaba colocar el nuevo poste para sostener la luminaria y entonces el electricista contratado les comentó la necesidad de rentar una grúa, misma que tenía un costo de tres mil pesos, a lo cual aceptaron, pero fue mucha su sorpresa al ver que la grúa que llegó es propiedad del ayuntamiento de Córdoba y detrás de ella apareció el director de Mantenimiento Urbano Municipal, Juan José Vallejo Garay, quien ahí sí tuvo tiempo para ir al fraccionamiento del Casino Español a observar la maniobra de la grúa, pero nunca pudo mandar a cambiar esa misma lámpara por cuenta del ayuntamiento.
Dijeron los vecinos inconformes que el electricista que contrataron les confirmó que Juan Vallejo renta las grúas y no hubo forma de ahorrarse ese pago, “porque es el negocio del funcionario”.
Añadieron que el servidor público es tan estúpido que se apersonó al lugar donde varios de los vecinos lo conocen y ahora no puede decir que él desconocía la renta de esa grúa.
Explicaron que los 13 mil pesos ya incluían el arrendamiento de la grúa y cuando vieron llegar la grúa del ayuntamiento le reclamaron al electricista y les dijo que en Córdoba sólo una empresa privada y el ayuntamiento rentan las grúas y éste último se lo deja más barato, aunque no factura; es decir, aparte de que como ciudadanos pagan sus impuestos, ahora tuvieron que pagar la renta de un equipo municipal que fue adquirido con sus propias contribuciones y que ahora sirve para llenarle el bolsillo a un funcionario corrupto coludido con el electricista igual de deshonesto que el primero.
Los vecinos del fraccionamiento afirmaron que al haber acudido junto con la grúa, se comprueba que el corrupto y el del negocio es él, pues en caso contrario pudo argumentar que lo hacen los choferes y que él no está enterado, pero tan lo sabe que va personalmente a supervisar su negocio.

Vecino