Ciudad Mendoza.- Vecinos de varias colonias de la ciudad plasmaron en un oficio dirigido al titular de la CAEV, Ramón Benítez González, su inconformidad y molestia al llevar semanas recibiendo en sus hogares agua turbia y “chocolatosa” que podría afectar su salud.

La solicitud de los afectados es que el responsable del servicio de agua potable tome las medidas técnicas necesarias para combatir el problema; el titular no fue encontrado en su lugar de trabajo por estar en una supuesta comisión.