Nogales.- Un menor de apenas once años de edad perdió la vida, mientras que otros cuatro infantes y un adolescente resultaron heridos luego de que la camioneta en la que viajaban volcara sobre la carretera federal Mendoza-Acultzingo; el chofer responsable se dio a la fuga para evadir responsabilidades.

Los hechos ocurrieron ayer alrededor de las 17:30 horas en el tramo carretero correspondiente a la comunidad de Ojo Zarco, en la zona conocida como Los Ahuehuetes, sitio en donde perdió la vida el menor quien respondía al nombre de Celso Antonio Romero de 11 años de edad, quien vivía en Xiquila, perteneciente al municipio de Soledad Atzompa, mismo que falleció de manera instantánea.

El responsable de la volcadura resultó ileso y al ver lo sucedido, según testigos en el lugar, se dio a la fuga dejando tendidos sobre el pavimento a sus familiares; el prófugo responde al nombre de Félix Antonio Romero de 49 años de edad, quien aparentemente conducía su unidad en estado de ebriedad y a exceso de velocidad.

De acuerdo al reporte oficial de las autoridades, el percance fue de una camioneta Nissan roja con batea, en donde viajaban cinco integrantes de la familia de Félix Antonio, mismo quien estaba saliendo del municipio de Ciudad Mendoza y se dirigía a Xiquila, pero fue a la altura de los Ahuehuetes y la estación de gas cuando quiso rebasar de forma incorrecta y perdió el control de la unidad.

Entre las maniobras que realizaba para tratar de estabilizar su camioneta el hombre no lo logró y provocó que la unidad saliera del camino y quedara volcada sobre la carretera; en ese momento los tripulantes salieron proyectados de la parte trasera, pero desafortunadamente al pequeño Celso le cayó la cabina encima lo que causó su muerte instantánea.

Los cuatro menores restantes quedaron tendidos sobre la carpeta asfáltica y fueron auxiliados por conductores, mientras vecinos pedían el apoyo de los cuerpos de auxilio, por lo que arribaron los elementos de Protección Civil al mando de David Betanzos Espinoza a brindar los primeros auxilios a los heridos.

Elementos de la AVI, Policía municipal y Seguridad Pública abanderaron la zona, mientras el fiscal en Delitos Carreteros Sérpico, Rey Báez, daba fe del deceso y procedían al levantamiento del cuerpo.

Los heridos se encuentran graves en el Hospital Regional de Río Blanco.

 

ANABEL F. SALAZAR

El Buen Tono