in ,

Papúa Nueva Guinea declara estado de emergencia; hay 15 muertos tras violentas protestas

Superiberia

AGENCIA

Internacional.- El primer ministro de Papúa Nueva Guinea, James Marape, anunció el jueves la imposición de un estado de emergencia de 14 días después de una serie de disturbios que resultaron en 15 muertos y extensos actos de saqueo y destrucción de comercios. La violencia estalló en la capital, Port Moresby, la noche del miércoles, cuando un pequeño grupo de soldados, policías y guardias penitenciarios iniciaron protestas contra el gobierno en respuesta a reducciones salariales.

En cuestión de horas, los disturbios se propagaron a la ciudad de Lae, ubicada aproximadamente 300 kilómetros al norte de la capital en este país insular del Pacífico.

“Hoy decretamos un estado de emergencia de 14 días en la capital de nuestra nación”, anunció el primer ministro Marape. Más de mil soldados han sido desplegados para “contener cualquier situación que pueda surgir en adelante”, agregó.

El comisario de policía David Manning confirmó que 15 personas perdieron la vida en los disturbios en Port Moresby y Lae. El principal hospital de Port Moresby atendió a 25 personas heridas por disparos y seis con heridas de machete, según informes de la agencia AFP. Imágenes impactantes mostraron saqueos en la capital, donde individuos rompían vitrinas y cargaban objetos robados en cajas, carritos de supermercado y baldes de plástico.

Otros registros visuales revelaron edificios y vehículos incendiados, con densas columnas de humo cubriendo partes de la capital. La embajada de Estados Unidos en Port Moresby reportó disparos cerca de sus instalaciones mientras la policía intentaba “dispersar grupos de saqueadores”. Por su parte, Beijing presentó una queja formal debido a que, según la diplomacia china, varios comercios chinos resultaron dañados y dos ciudadanos chinos sufrieron “heridas leves” durante los disturbios.

Los disturbios comenzaron cuando las fuerzas de seguridad realizaron protestas en el Parlamento al descubrir que se les había reducido el salario. Aunque el gobierno aseguró que corregiría lo que calificó como un “error técnico”, no fue suficiente para frenar a otros ciudadanos indignados que se unieron a los disturbios. Este estallido de violencia refleja la volátil situación en este país situado a apenas 200 kilómetros de la costa septentrional de Australia.

A pesar de contar con vastas reservas de gas, oro y minerales, grupos de derechos humanos estiman que aproximadamente el 40% de los nueve millones de habitantes de Papúa Nueva Guinea viven por debajo del umbral de la pobreza. La situación actual plantea desafíos significativos para las autoridades y subraya la necesidad de abordar las tensiones socioeconómicas en el país.

PUBLICIDAD CANAL OFICIAL

Ecuador detiene a 329 criminales en guerra contra el narco; hay 14 fallecidos

Advierten que AMLO no cumplirá autosuficiencia energética