Córdoba.- Un grupo de alrededor de 43 voceadores pertenecientes a la Unión Libre de Vendedores de El Sol de Córdoba se quedaron sin cobrar su “aguinaldo” o también llamadas “regalías” luego de que la tesorera fuera supuestamente asaltada a una cuadra del periódico por un sujeto desconocido que aparentemente se dio a la fuga con $35 mil pesos, que serían repartidos entre todos los agremiados.

Molestos por la situación, los voceadores se manifestaron a las afueras del diario y solicitaron a la Policía municipal la detención de la Tesorera, María Felipa Torres Alcántara, de 63 años, avecindada en la manzana 9 lote 3 de la colonia Fraternidad, quien supuestamente sería denunciada ante las autoridades ministeriales, acusada del delito de abuso de confianza y lo que le resulte.

Datos proporcionados a este reportero, señalan que la tesorera de la Unión de voceadores, salió de su vivienda para reunirse con sus compañeros, alrededor de las 19:00 horas, tomando un autobús para llegar a las instalaciones de El Sol de Córdoba, ubicadas en la esquina que conforman la avenida 5 y calle 9.

Según versiones de la mujer, un sujeto la tomó por asalto antes de llegar a la Cruz Roja, el cual la despojó de sus lentes y le arrebató el bolso donde guardaba los $35 mil pesos, que servirían para repartirlos entre sus compañeros, como parte de las regalías por vender el periódico en mención.

La afectada no pudo identificar al supuesto ladrón, debido a que necesita sus anteojos, motivo por el cual y a pesar de la presencia de la Policía, no pudo aportar características del ladrón que escapó de la zona sin ser detectado.

La tesorera trató de explicar a sus compañeros lo acontecido, pero los más de 43 agremiados que ahí permanecían, estaban a la espera de recibir su dinero, que varía dependiendo a los periódicos que vendan de forma diaria, es decir, algunos recibirían desde $5 mil pesos, hasta los $900 pesos.

Molestos al sentirse agraviados en sus intereses, los voceadores se manifestaron enfrente de las oficinas de El Sol de Córdoba para solicitar su dinero, además de pedir a la policía la detención de la mujer, ya que aseguraron, interpondrían formal denuncia por los hechos.

 

De la redacción

El Buen Tono