París.- El ex presidente francés Nicolas Sarkozy lamentó  a través de Facebook su inculpación “injusta e infundada” en el marco del caso de la multimillonaria Liliane Bettencourt, en el que es sospechoso de haber abusado de la debilidad de la anciana.

“Voy a consagrar toda mi energía a demostrar mi probidad y mi honestidad. La verdad terminará por triunfar. No lo dudo”, agregó el ex presidente en su segundo mensaje a través de su página Facebook desde que perdió la elección presidencial, en mayo pasado. El anterior fue una mensaje de felicitación en navidad.

Sarkozy fue inculpado el jueves pasado por un juez de Burdeos (suroeste) del cargo de abuso de debilidad relativo a Liliane Bettencourt, multimillonaria heredera de la empresa de cosméticos L’Oréal, sospechando que obtuvo de ella fondos para financiar su campaña presidencial de 2007.

“A todos, a los que me han apoyado como a los que me han combatido, quiero afirmarles que no he traicionado los deberes de mi cargo en ningún momento de mi vida pública”, dijo en su mensaje.

“Por supuesto que yo no reclamo ningún tratamiento particular salvo el de todo ciudadano de tener derecho a una justicia imparcial y serena”, agregó Sarkozy, que desde el 6 de mayo de 2012 no goza de inmunidad judicial.

 

AGENCIAS