La Secretaría de Salud desaprobó el uso de arcos y túneles de sanitización automatizados con aspersores que rocían una solución desinfectante en aerosol sobre las personas que se ubican en su interior, el uso de estos túneles se han duplicado en las últimas semanas a causa del COVID-19.

“Hasta la fecha, no existe evidencia sobre la eficacia de estos sistemas para realizar una desinfección efectiva del virus SARS-CoV-2 causante de COVID-19”, informó la dependencia en un comunicado.