in

Sigue paso a desnivel cerrado a circulación

Superiberia

De la Redacción

El Buen Tono

CÓRDOBA.- Pese a la improvisada inauguración del pasado 31 de diciembre, la obra del paso a desnivel en la colonia Las Estaciones continúa sin ser abierta al público; y es que aunque la exalcaldesa Leticia López Landero expresó que el “embellecimiento” de la obra le corresponde a Grupo México Transportes las malas condiciones del lugar saltan a la vista. La falta de concreto en algunas partes y un ridículo follaje sintético en los muros que fue utilizado para el evento de inauguración representa una burla para los vecinos de las colonias aledañas al proyecto.

El director de Obra Pública y Mantenimiento Urbano, Antonio Morales Salinas, dijo durante la antes mencionada inauguración que se utilizaría un “acelerador” para el fraguado. No obstante, extrabajadores aseguran que echar mano de este recurso trajo consecuencias negativas en obras al inicio de la administración, las cuales tuvieron que reconstruirse por los problemas que presentaron.

La exalcaldesa se jactó de haber materializado un sueño con la finalización de este proyecto, mientras tanto, otros medios de comunicación vitoreaban la “gran hazaña” de Landero destacando la falta de manifestaciones por parte de vecinos, no obstante, la muestra de la inconformidad y desprecio a esta tardía obra fue precisamente la ausencia de habitantes durante el evento, ya que si acaso 10 curiosos se asomaron, los demás se trataban del cuerpo edilicio y uno que otro acarreado así como el esposo de la expresidenta.

Aseguró descaradamente que todavía serían dos semanas más de trabajos en el lugar, situación que es penosa y ha sido recriminada por los vecinos, quienes han despotricado en redes sociales sobre la necesidad de transitar por el lugar. Por otra parte la barda perimetral, que pertenece al INAH, no fue culminada pese a que ya existía un documento firmado por Morales Salinas.

FARMA-SOL

Alcaldes analizan estrategias de seguridad

Encuentran muerto a sujeto que enfrentó a la Policía Estatal tras persecución