La Secretaría de Economía y la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) comprobaron que diversos productos denominados como “queso” y “yogurt natural” no cumplen con lo establecido en las Normas Oficiales Mexicanas, “por lo que su comercialización se ha llevado a cabo en perjuicio y con información que puede inducir al engaño de los consumidores”.

Por lo anterior, la Secretaría de Economía ordenó la prohibición inmediata de la comercialización de los productos.

En un comunicado, la autoridad indicó que en los productos denominados como “queso” los principales incumplimientos detectados son: utilizar la leyenda “100 por ciento leche”, sin serlo; adicionar grasa vegetal para sustituir la leche que deberían contener en su elaboración; proporcionar un menor gramaje que el declarado en la etiqueta como “Contenido Neto”; no informar en la superficie principal de exhibición el porcentaje de uso de caseinatos para la elaboración de queso.