México, D.F.- Al menos 150 cardenales comenzaron la mañana de ayer su última reunión a puerta cerrada previa al cónclave, que comenzará hoy martes y en el cual será elegido el sucesor de Benedicto XVI.

Poco después de las 09:00 horas local (08:00 GMT), decenas de purpurados ingresaron al territorio vaticano a través del Portón del Santo Oficio y se dirigieron al complejo del Aula Pablo VI, donde se encuentra el lugar de sus reuniones: la Sala Nueva del Sínodo.

Los “príncipes de la Iglesia” escucharon diversos discursos de sus colegas en la décima Congregación general y reflexionaron sobre el perfil de quien elegir en las votaciones de la Capilla Sixtina, que comenzará hoy martes por la tarde.

Mientras tanto los bomberos del Vaticano colocaron, también la mañana de ayer, el sistema de cortinas sobre el balcón central de la Basílica de San Pedro, por donde se asomará el nuevo Papa cuando sea presentado ante los feligreses.

Con una escalera mecánica, los empleados colocaron las cortinas color granate que recubren toda la ventana del balcón y también dos columnas exteriores.  

 AGENCIA