Twitter implantará su nueva política de verificación de cuentas el 20 de enero de 2021, fecha en la que comenzará a tener en cuenta los nuevos requisitos para optar a una insignia azul y la retirará de aquellas cuentas que están inactivas o incompletas.

La compañía tecnológica adelantó en noviembre que en 2021 recuperaría el proceso para los usuarios que solicitaran la verificación de su cuenta, que acompañaría, además, de una nueva política y nuevos criterios para optar a la insignia azul.

La nueva política establece que para optar a este reconocimiento, las cuentas deben estar “completas”, y las define a partir de tres criterios: que tengan un correo electrónico un número de teléfono verificado, una imagen de perfil y muestren un nombre.

Siguiendo los nuevos requisitos, Twitter ya no obliga a tener una descripción de perfil ni una imagen de cabecera, porque los usuarios entendían estos elementos como “demasiado restrictivos”, según detalla en una publicación en su blog oficial.