Houston.- El equipo mexicano que mantuvo la perfección en la eliminatoria con este triunfo ante Guyana y permitió al “Chepo” sumar 11 triunfos en el mismo número de partidos oficiales desde que llegó al banquillo verde, también fue el que falló de todas las maneras posibles… y se reivindicó con la misma diversidad de formas.

Antes de que llegaran los goles en cascada al final del encuentro, justo tras el ingreso de Ángel Reyna, los jugadores aztecas ofrecieron una de las peores versiones de sí mismos.

El 0-0 que prevaleció hasta el minuto 76 confirmaba que el Tri se crece ante los más grandes y se complica ante los chicos.

 

Un penal fallado por “Chicharito” con un disparo al travesaño apenas al minuto 4, además de dos postes de Javier Aquino e Israel Jiménez fueron las jugadas más claras del equipo verde.

Con la frustración llegaron los gritos de “¡De Nigris, De Nigris!”, en clara inconformidad hacia Oribe y “Chicharito”, a quien de manera insólita abuchearon al 70’ cuando falló otro remate.

Ninguno de los mencionados apareció para poner el primero, ya que fue Andrés Guardado quien marcó el 1-0 al minuto 77’.

Tras decepcionar, el Tri consiguió la hazaña de marcar 5 tantos en apenas 9 minutos, el tercero un autogol de Charles Pollard y el cuarto del “Chicharito”, cayeron al 82’ y 84’ respectivamente en buena medida gracias a la pésima técnica del arquero Derrick Carter; Reyna firmó el quinto con un golazo al 86’, que permitió al Tri  sumar 15 puntos de 15 posibles .

 AGENCIA