CDMX.- La red de tuberías de agua del Senado de la República colapsó la noche del martes, lo que provocó que el líquido cayera sobre la planta baja del recinto, justo debajo del Salón de Plenos.

Trabajadores del Senado auxiliaron a recolectar el agua y bloquear las tuberías rotas, con el fin de que no hubiera un cortocircuito en las instalaciones eléctricas.

Los hechos ocurrieron alrededor de las 19:30 h, cuando los tubos se rompieron y el agua empezó a fugarse por los espacios destinados al aire acondicionado y de instalaciones eléctricas, así lo informaron los técnicos del recinto.

De acuerdo con Excélsior, desde hace aproximadamente cinco meses el sistema de agua del Senado comenzó a presentar problemas por trozos oxidados, luego de nueve años de tener un uso constante.

En dicho periodo, las fugas habrían provocado la caída de agua en varias oficinas de senadores, así como en las cocinas de las coordinaciones parlamentarias de diversos partidos, tras lo cual se realizaron reparaciones en zonas específicas.

En enero pasado, el Senado invirtió 295.5 millones de pesos para reparar estructuralmente el Patio del Federalismo.