Miami.- La cantante Marie Fredriksson murió después de una batalla de 17 años contra el cáncer, según confirmó la compañía de su mánager.

La artista de 61 años fue una exitosa artista solista en su Suecia natal antes de unirse a Per Gessle para formar Roxette, el acto que llegó a alcanzar la fama mundial.

El primer single del dúo fue “The Look”, alcanzando el número uno en la lista Billboard Hot 100 de Estados Unidos en 1989.

Otro sencillo, “It Must Have Been Love”, se convirtió en un gran éxito después de aparecer en la banda sonora de la comedia romántica de 1990 “Pretty Woman”, protagonizada por Richard Gere y Julia Roberts.