CDMX.- Un juez federal turnó a uno de sus homólogos de Cancún, Quintana Roo, el único proceso federal que se instruye a Roberto Borge, por un supuesto lavado de dinero que derivaría del quebranto de 900 millones 99 mil 418 pesos al patrimonio del estado.

Después de dos años y cinco meses de instruir el proceso, el juez de control del Centro de Justicia Penal Federal de Ciudad Nezahualcóyotl, Estado de México, determinó carecer de competencia legal para conocer de la causa penal contra el ex Gobernador de Quintana Roo.

En una audiencia celebrada el 27 de noviembre pasado, el juzgador declinó la competencia del caso al Centro de Justicia Penal Federal en Quintana Roo, con residencia en Cancún.

Extraoficialmente, informaron que la decisión fue tomada argumentando que los hechos de la imputación ocurrieron en esa entidad.