ElBuenTono

Agencia

El Buen Tono

Turquía.- A raíz de las fuertes olas de calor registradas en Turquía desde el pasado martes 27 de julio, el país de medio oriente a sufrido incendios forestales que han acabado aproximadamente con 547.000 hectáreas, siendo la ciudad de Mugla una de las más afectadas.

Por primera ocasión, autoridades turcas tuvieron que evacuar a más de 1.100 personas por vía marítima y hasta el momento el gobierno ha reportado al menos 400 personas heridas y 8 defunciones.

Las llamas arrasaron con el ganado

Miles de cabezas de ganado murieron calcinadas durante estos incendios, generado así la angustia entre los criadores de animales, los cuales tuvieron que llevar a su ganado a las costas de mar Egeo y del Mediterráneo, tratando así de salvar el poco ganado que les quedó.

Entre los ganaderos afectados se encuentra el granjero Mevlut Tarim, que a sus 67 años ha sido testigo de como las llamas acababan con todo a su paso, explicando como una “explosión” quemaba viva a su vaca. Sus animales, aunque asustados por el siniestro, se encuentran actualmente en una zona relativamente segura. Tarim afirma sentirse afortunado de haber sobrevivido a los terribles incendios.

Intentan sofocar las llamas con lo que sea

Vecinos de la región intentaban apagar el fuego con todo lo que tienen a mano, desde regaderas de jardín hasta ramas de árboles.

Lemis Sapir, agente de seguros local, afirma que el apoyo aéreo es insuficiente al haber demasiados incendios en diferentes partes de Turquía.

Turquía no es el único país que ha sido azotado por las recientes olas de calor. En Grecia se han registrado temperaturas al rededor de los 40 grados y un aproximado de 1,300 defunciones, mientras que en el norte de Italia se han reportado temperaturas de 45 grados e incendios que afortunadamente han sido controlados.

AmoramarMx Superiberia